Mayoría de pajareros ticos son jóvenes y fieles a las redes sociales

Sergio Arias.

El 86% de los pajareros ticos son menores de 50 años, comparten su actividad en redes sociales, cuentan con formación universitaria y la porción más grande tiene ingresos por cuenta propia.

Estos son algunos de los resultados del II Estudio de actualización del Perfil del Observador de Aves Costarricense ¨Caracterización y preferencias del pajarero tico¨, realizado por Costa Rica Birding Hotspots y que contó con el apoyo divulgativo de la Asociación Ornitológica de Costa Rica.

El estudio se dividió en tres áreas: la caracterización general, actitudes y preferencias, así como la organización de sus viajes.

Las características generales de los pajareros ticos incluyen que más de 70% son hombres, más del 60% no tienen hijos, casi el 50% son solteros, el 43% tiene ingresos menores a medio millón de colones y un 37% tiene ingreso de 500 mil a 1 millón de colones. Su interés por las aves para la mayoría empezó hace menos de 10 años (63%), y la mitad es residente del Valle Central.  Una porción importante son socios de la Asociación Ornitológica de Costa Rica y un 34% forma parte de clubs regionales en sus zonas de residencia.

Sobre sus actitudes y preferencias, el interés por las aves fue motivado por su formación académica para más del 30%, y la influencia de amigos y otras experiencias ligadas al aviturismo, les motivó a interesarse en la actividad como pasatiempo. Más del 60% utiliza vocalizaciones y playback para atraer las aves, y el 36% indica que no lo realiza. Tres cuartas partes comparten su actividad y especies observadas en redes sociales y se informan en espacios como Grupo de la AOCR en Facebook sobre locaciones y reportes. La mitad están familiarizados y utilizan la plataforma eBird para sus registros, y más de 60% utiliza apps en sus teléfonos con cantos e imágenes para apoyarse en la identificación de especies en el campo. Sus redes favoritas son Facebook e Instagram.

Más del 80% tiene interés en la conservación de las aves y apoyo de iniciativas ligadas, y su principal objetivo al salir es encontrar especies nuevas y mejorar su capacidad para identificarlas.

Casi el 90% realiza viajes con el fin exclusivo de la observación de aves, y todos utilizan el tiempo libre de otros viajes para salir a buscar aves, solo el 30% contrata guías de aviturismo locales. Para la mayoría sus salidas son de fin de semana y la inversión en menor a 100 mil colones en cada viaje, solo el 15% invierte más de 200 mil colones en sus viajes. Más de la mitad realizaron más de 10 viajes en el país en los últimos tres años para visitar hotspots, el 36% viajan solos y el 63% en grupo, asimismo solo el 30% ha realizado viajes al exterior para observar aves en otras latitudes.

Sus lugares favoritos son: el Parque Nacional Los Quetzales, Volcán Arena, Carara, Sarapiquí y Monteverde.

En materia de equipo y apoyo bibliográfico, el 90 utiliza guías nacionales de aves, solo el 11% puede reconocer más de 600 especies de aves y la mayoría reconoce alrededor de 200 especies de aves. Muchos han participado en investigación y cursos o talleres, asimismo el 80% lleva registros de sus observaciones en cada salida. Más del 80% cuenta con binoculares y el 70% con cámara fotográfica, solo el 30% cuenta con telescopio. El 30% ha invertido menos de 500 mil colones en su equipo y el 50% entre 500 mil colones a 2 millones de colones.

El estudio completo se puede acceder en el siguiente enlace: Enlace al estudio completo

Este materiales forma parte de los estudios que realiza Costa Rica birding para entender mejor el nicho en nuestro país, brindar herramientas a quienes toman desiciones a nivel político sobre los pajareros a nivel local, así como para quienes comercializan el producto consideren en su oferta servicios ligados a la observación de aves para el mercado local.